domingo, 30 de septiembre de 2018

Moon lovers: Scarlet heart ryeo. Un magnífico drama sobre el amor y el poder.



Hola hola! Sé que vengo bastante atrasada con la reseña de hoy, y es que se trata de un drama coreano que hizo furor allá por el 2016, pero que yo vi recién este año. La razón? Imagino que no soy la única a quien le ha pasado que cuando un drama en emisión genera tanto hype, y alabanzas, y medio mundo lo está viendo en emisión, y se forman teams, y las noticias se plagan de actualizaciones de cada capítulo, y los seguidores comienzan a construir teorías que inundan las páginas web y foros dedicados a los dramas, desconfía y huye del objeto de los suspiros de tanta gente. Me pasa que soy desconfiada por naturaleza, y todos las acciones que he mencionado son para mí signo de sobrevaloración de ciertas creaciones, dramas en este caso. A ello se debe que no viera en emisión o nunca lograra terminar de ver The man from the stars, Heirs, You are beautiful, Descendants of the sun, y tantos otros megahits. Y bueno, fue lo que me pasó el 2016 cuando estuvo en emisión Moon Lovers, también conocido como Scarlet Heart: Goryeo, sumado a que nunca me ha entusiasmado mucho el protagonista, Lee Jun Ki, y que le tenía algo de tirria a la protagonista, IU. Pero bueno, hay veces en que cambiamos de opinión sin saber a ciencia cierta por qué, y así estuve yo cuando vi el drama, devorándome un capítulo tras otro como no hacía hace tiempo. Y debo decir que disfruté ver el drama “en soledad”, es decir, sin sentir la presión ni la ansiedad por esperar el próximo capítulo, ni el peligro de spoilearme involuntariamente.


No soy muy de dramas históricos, creo que Chuno es la gran excepción gracias a mi amor infinito por Jang Hyuk y a la tremenda historia de que trataba, pero hoy puedo decir que Moon Lovers se ha unido a los dramas que me tomaron por sorpresa y jugaron con mis emociones a más no poder, obligándome a retractarme de mis prejuicios iniciales y reconocer la tremenda producción que fue, el tremendo talento actoral y bueno, lo vívido de los sentimientos que trasmitió. En fin, trataré de no extenderme mucho, pues no sé si pueda expresar en palabras todo lo que este drama me hizo sentir y las diversas formas en que me enamoró, pero lo intentaré. Allá vamos!.
RESEÑA: Cuando un eclipse solar tiene lugar, la desdichada Go Ha Jin (IU), engañada por su novio y en la quiebra, es transportada al pasado: la corte del primer rey Goryeo Wang Gun, donde conviven las dos esposas del rey, junto a los números príncipes y pricesas hijos del mismo. Pero cuando Go Ha Jin se despierta, incapaz de comprender lo que ha ocurrido, todos la tratan como Hae Soo, una joven de familia noble y prima de la señora Hae, esposa del 8° Príncipe Wang Wook (Kang Haneul). Hae Soo tuvo un accidente que la mantuvo inconsciente durante mucho tiempo, por ello, al despertar nuevamente y verla comportarse de forma tan extraña, todos asumen que ha perdido la memoria. Ha Jin, ahora Hae Soo, se refugia en esta explicación para tratar de sobrevivir en un lugar desconocido y peligroso, plagado de intrigas, manipulaciones, rivalidades y traiciones; pero también plagada de príncipes guapos: El 1° Príncipe Wang Mo, quien batalló junto a su padre y lograron la unificación de los 3 reinos, el primogénito y por ello, heredero del trono; el 3° Príncipe Wang Yo (Hong Jong Hyun), quien ambiciona para sí el trono; el 8° Príncipe Wang Wook, amable y considerado, el primer amigo y protector que Hae Soo tendrá en la Corte, y quien más tarde será su primer amor; el 9° Príncipe Wang Won, intrigante y servil a quien ostente mayor poder; el 10° Príncipe Wang Eun (Baek Hyun), el más inmaduro y despreocupado de todos los príncipes;  el 13° Príncipe Baek Ha (Nam Joo Hyuk), amable y amante de las artes, el dibujo y la música son el reflejo de su alma; el 14° Príncipe Wang Jung (Ji Soo), el  príncipe guerrero, quien llegará a comandar el ejército del reino en las guerras exteriores. Finalmente, el 4° Príncipe Wang So (Lee Jun Ki), desterrado por su padre de la corte cuando era un niño, y por ello criado en el rigor de la batalla, el odio y el deseo de venganza, y quien vuelve a la Corte dispuesto a recuperar el lugar que le pertenece, indiferente al desprecio que provoca en todos por la cicatriz que cruza su rostro.  

Hae Soo se verá relacionada con los príncipes de diversas formas: con unos formará un vínculo de amistad sincero (Wang Eun, Wang Jung), con otros una rivalidad soterrada (Wang Yo, Wang Won), y con otros nacerá, en diversos momentos, un vínculo de amor que la mantendrá a salvo en un mundo desconocido a la vez que la pondrá en peligro (4° y 8° Príncipes), ocupando distintos roles en la corte conforme van desarrollándose los acontecimientos y transcurriendo el tiempo.
Por su parte, la muerte del Rey desatará una batalla y luchas encarnizadas entre los distintos príncipes que pretenden el trono, desatando las más diversas pasiones entre todos los miembros de la Corte.

OPINIÓN PERSONAL: Ay, siento tanto no ser capaz de expresar con claridad las razones que me llevaron a amar este drama. Partiré por lo obvio: Qué tremenda puesta en escena! la fotografía del drama debe ser de las más bellas que he visto en alguno, a ello súmenle la bellísima paleta de colores tan viva y diversa aportada por el vestuario de los distintos personajes. Habría deseado, tal vez, mayor despliegue numérico, que diera cuenta de la grandeza del reino y el poderío de la Corte. En eso siento que quedó un poco al debe.

Con lo segundo más obvio: la banda sonora, tremenda! Amé todas y cada una de las canciones, pero en especial “Say yes”, de Loco y Puch; Be with you de AkMu; Can you hear my heart, de Lee Hi y Epik High. Hay que decir que no escatimaron en gastos a la hora de conseguir a los artistas que participaron del OST: EXO, I.O.I, Taeyeon, Davichi, entre varios otros. A pesar de ser música muy moderna, siento que cada canción se adecuó perfecto a lo que estaba ocurriendo con los personajes, así que punto positivo por eso.

ADVERTENCIA: A partir de este punto, la entrada podría contener SPOILERS. Asimismo, en adelante cada príncipe será referido según su número y no según su nombre.
En cuanto al romance… a ver, a ver, a ver. Partamos por la historia de Hae Soo con el 8° Príncipe: al menos los 6 o 7 primeros capítulos éste se nos presentó como perfecto. Pese a que era casado, tenía su propia casa bajo su dominio, su naturaleza amable y respetuoso se ganó de inmediato la admiración, el agradecimiento y más tarde el amor de Hae Soo. Sólo un pequeñín detalle: estaba casado, y para colmo, su esposa era muy querida para Hae Soo, por lo que, pese a haber tenido ya cada uno sentimientos por el otro, nada ocurrió por el bien de la señora Hae. Pero como bien sabemos, ella estaba enferma, y ocurre lo inevitable: muere, no sin antes pedirle a su esposo que tome a Hae Soo por segunda esposa. 

Y aquí me pregunto yo: por qué 8° no se casó de inmediato con Hae Soo, una vez terminado el período de luto? Sabemos la respuesta: su madre y hermana, el par de víboras ponzoñosas, lo convencieron de anteponer su deber y el honor de la familia antes que su propia felicidad. Y en este punto yo casi me muero porque le tenía fe al muchacho. Y en el punto en que él se da cuenta que no puede tener el amor y el poder a la vez, y que debe renunciar a uno de ellos, siento que todo lo que había de bondad en ese hombre se fue al infierno, aquí comienza a decepcionarnos con sus acciones, demostrando una cobardía disfrazada de sentido del deber como no pensé que fuera capaz. 

Porque, qué otra cosa sino cobardía puede ser aquello que en el momento de mayor dolor –físico y espiritual- para Hae Soo, como lo fue cuando ella imploró al rey por el perdón de la Dama de la Corte Oh, arrodillada, torturada y desafiando a la muerte, él haya sido capaz de observar esa escena y no hacer algo?. Reconozco que ESA escena, me destrozó el corazón… todo ese pasaje en realidad, en que Hae Soo es condenada y luego salvada por su protectora, esa mujer tan admirable que resultó ser la Dama de la Corte Oh. Ay, mis sentimientos, cómo sufrí!!.


Por otra parte, tenemos al 4° Príncipe: tan violento, salvaje y vengativo que se mostraba con todos, y tan fácil que se enamoró de Hae Soo. Ya fuera porque ella fue la primera persona en atreverse a plantarse de frente a él y desafiarlo sin temor, ya porque fue la única que tuvo con él un gesto de amabilidad al ayudarlo a ocultar su cicatriz, y ver la persona que había tras esa coraza de crueldad y venganza lo cierto es que Hae Soo se convirtió de inmediato en su persona, y esa devoción, entrega, y constancia lo hicieron el mejor de los hombres entre quienes se vio rodeada Hae Soo.

Creo que, con diferencia, el 4° Príncipe fue el personaje mejor desarrollado, con todos esos matices que tenía en cuanto hombre enamorado, hijo abandonado, hermano con deseos de venganza, pero también con sentido de la lealtad, y ambición por el poder. Su historia es magnífica: el príncipe maldito, despreciado por su propia madre y padre, abandonado como un animal, pero quien luego regresa dispuesto a recuperar su lugar como hijo y príncipe, logrando poco a poco ganarse la confianza de algunos de sus hermanos e, inesperadamente, de su propio padre. Sin embargo, el sino de su vida será el desprecio rayano en el odio de su propia madre, quien nunca tendrá una palabra de reconocimiento hacia él, ni tan siquiera en su lecho de muerte. Porque el 4° Príncipe era, ante todo, un hijo que solo deseaba el amor de su madre, y ni aún con todo el poder que le dio el hacerse con el trono, consiguió ese amor. 

En cuanto a Hae Soo, nuestra protagonista, debo decir que me sorprendió lo mucho que me gustó la actuación de IU. Jamás pensé que estaría tan equivocada en mi prejuzgamiento, confieso que me dejé llevar un poco por los malos comentarios iniciales que leí tuvo el drama por parte de los televidentes coreanos… pero esto a partir de las traducciones de netizenbuzz eso sí, objetividad 0 ajajaja. La muchacha tiene una naturalidad muy atractiva, unos ojos muy expresivos que se adaptan perfecto a las situaciones que vive su personaje. 

Creo que durante el desarrollo de la historia, Hae Soo pasó por todas las categorías de personaje que podría haber tenido en un drama histórico: fue una noble (como dama de compañía de la señora Oh mientras vivía); dama de la Corte (bajo las órdenes de la Dama de la Corte Oh); lavandera (cuando fue perdonada de la muerte y expulsada del palacio); Primera Dama de la Corte; Concubina real (cuando el 4° Príncipe asume como rey) y casi reina. En fin, fue interesante ver a Hae Soo en tantas y diversas facetas, y pese a que constantemente estuvo en peligro por causa de su carácter y temperamento poco adecuado a la Corte, no creo que haya sido una damisela en apuros, antes bien, pese a encontrarse en un mundo desconocido, supo hacerse un lugar gracias a sus habilidades y talento. Ya fuera como enamorada, amiga, compañera o enemiga incluso, todas sus relaciones con los demás personajes supieron expresar su verdadero ser. 

En fin, creo que el Scarlet Heart hubo una condensación de todo lo que hace inolvidable a una historia: una historia de amor poderosa; lazos de amistad, hermandad y compañerismo fuertes. Y en este punto pienso en la historia del 10° Príncipe y su esposa, él quien pasó de la enemistad al enamoramiento y luego a una profunda amistad con Hae Soo, o el mismo 14° Príncipe, que pese a ser hijo de la más cruel de las reinas y hermano de un tirano (el 3° Príncipe), siempre supo ser fiel a sus convicciones y fue el amigo más abnegado por Hae Soo; y qué decir del 13° Príncipe, tal vez el más sabio, correcto y sincero de todos los príncipes, y un verdadero amigo para el 4°Príncipe y Hae Soo. Y cómo olvidar esa hermosa relación de cariño y respeto entre la Dama de la Corte Oh y  Hae Soo; o el apoyo constante entre Hae Soo y la sirvienta Chae Ryung, a pesar de la traición final de esta última. Incluso, antes que se desatara la guerra entre los distintos príncipes que pretendían el trono, aún en vida del anciano rey, había una complicidad y camaradería manifiesta entre la mayoría de los hermanos, que nos entregó buenas dosis de humor que pronto desaparecería. 

Pero por otra parte, hubo rivalidades y enemistades mortales: la enemistad entre el 3° Príncipe, quien solo buscaba el poder por el poder, y el 4° Príncipe; o la relación de amor entre hermanos que luego mutó a una de enemigos silenciados mutuamente entre el 8° Príncipe y su hermana, la desgraciada de Yeon Hwa. Pero indiscutidamente, fue la batalla de ambiciones lo que confrontó constantemente a los príncipes 3°, 4° y 8°, aliándose los unos con los otros, o traicionándose según fuera la  conveniencia del momento. A quién no le gusta un juego de intrigas, traiciones y poder? A mí me encanta, sobretodo si son palaciegas!. En cuanto a los villanos, fueron tantos! El 3°Príncipe, Yeon Hwa, la Reina Yoo, el 9°Príncipe, cada cual más odioso que el otro, tanto que no quiero gastar más líneas en ellos.

Moon lovers, creo yo, antes que una historia de amor, es una historia sobre la pugna entre el amor, el poder y la consciencia: porque en ese juego de valores, quien lo ambiciona todo no logra nada, finalmente. Ese pareciera ser el mensaje detrás del destino que cada personaje enfrentó. 

Bueno, en general, el desarrollo de la historia me pareció muy ágil, aunque siento que hubo varias inconsistencias espacio-temporal que podrían haber ayudado, pero en general no creo que le reste mérito al drama. Sobre el final, sé que la gran mayoría se sintió insultado, pero yo lo amé!! Me encanta ese tipo de finales que no son felices, así que para mi fue el cierre perfecto de una historia, más aún considerando el elemento fantástico que le sirvió de punto de partida.

Creo que eso es todo lo que me interesa destacar: Moon Lovers fue un gran drama, lo recordaré con cariño por todas las emociones que me produjo, por la belleza de su fotografía, por los momentos desgarradores que vivieron los personajes, y principalmente, por un amor tan poderoso capaz de perdurar en el tiempo por la eternidad.



2 comentarios:

  1. En la época en que la vi, solo veía series ya terminadas (ahora he recuperado un poco la cordura y he vuelto al masoquismo de siempre comiéndome las uñas a la espera de los dos próximos capítulos por semana). Estaba en uno de esos momentos en que, después de haber explotado el yacimiento de doramas y haber nadado en la abundancia durante un tiempo, la búsqueda empieza a ser más ardua. Y ahí es cuando, al acabar una serie, surge la sempiterna pregunta: ¿y ahora qué veo?
    Y de toda la “parrilla” la casualidad contestó: bah, esta…a ver qué tal
    ¡Y qué sorpresa! Me encantó. Una historia con ritmo de principio a fin, bien estructurada; sin ningún personaje “vacío”.
    Y sucedió lo inevitable: me enamoré del cuarto príncipe (por no hablar del actor, que consigue traspasar la cámara con la mirada…bueno, lo mismo me he pasado…pero cada vez que me acuerdo me tiembla la rabadilla.
    Y quería destacarlo, porque todos los actores han hecho su trabajo magistralmente; pero considero que dieron en el clavo con Lee Joon Gi por la fuerza y la pasión que transmite a su personaje.
    (Por cierto que en la última serie que he visto en la que él es protagonista: Lawless Lawyer (que de hecho, todavía no he terminado), lo he visto tremendamente cambiado (un rostro mucho más marcado), hasta el punto de echar un poco de menos las facciones que tenía en Moon Lovers….y sin querer desmerecer su atractivo).
    Gracias por comentar las series, me has ayudado muchas veces a elegir y encontrarme gratas sorpresas (sobre todo con las japonesas)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola! perdona la tardanza en contestar! me alegra mucho que te sean de utilidad mis reseñas :)
      Sobre Moon Lovers, ayyyy soy otra que cayó rendida ante el talento de Lee Jun Ki, qué actorazo!! como bien dices, con solo la mirada transmite todo!.
      En su momento, cuando el drama estuvo en emisión no lo quise ver, pero luego el bichito de la curiosidad pudo más, lo comencé y terminé amándolo, de principio a fin. Incluso ESE fin, para mi fue lo correcto, doloroso pero bello.

      No soy muy de dramas históricos, de hecho, creo que aparte de Moon Lovers,antes sólo he disfrutado Chuno, uno de mis dramas favoritos de la vida!.

      Gracias por comentar!!

      Eliminar

Violet Evergarden: cuando la belleza se hace animé.

Holaa!! En un hecho inaudito este último año, estoy regreso con nueva entrada luego de tan solo unos días… me siento orgullosa de mi...